Estos posts son las opiniones de los autores y no representan las políticas o posiciones oficiales de la Organización Mundial de la Salud o de la GCP.Network

A la espera de la despenalización del suicidio en la India: 153 años y aún contando

569c0207c2e44

12 diciembre 2016

Por primera vez en más de tres décadas y media, un proyecto de ley creado por el gobierno federal indio busca despenalizar el suicidio. Sin embargo, dicho proyecto de ley debe ser aprobado por el Parlamento de la India antes de que pueda adoptarse la ley. Los profesionales de la salud deberían prestarle atención.

El Código Penal de la India (CPI) entró en vigor en la India gobernada por los británicos en 1862. La sección 309 convierte el intento de suicidio en un delito. El propio Reino Unido despenalizó el suicidio en 1962; sin embargo, los intentos de suicidio siguen siendo punibles en virtud de las leyes de la India, incluso después de 68 años de independencia. Ahora hay esperanzas de que esta parte de la legislación de la era colonial se acabe. La pregunta es, ¿cuándo?.

Tras la apelación de muchos sectores para la despenalización del suicidio desde 1978, incluyendo la del Tribunal Supremo de la India, y en base a la recomendación de la Comisión de Derecho de la India, el gobierno central anunció el 10 de Diciembre de 2014 que había decidido retirar la Sección 309 del CPI con un apoyo abrumador de la mayoría de los estados de la India. Una nota del gabinete con la ley de reforma del CPI se hizo circular por el Ministerio del Interior de la Unión entre otros ministerios, como el de Derecho y Salud. 

Sin embargo, para convertirse en ley, el Parlamento de la India tiene que legislar sobre esta materia. A pesar de la demostración de intenciones por parte del gobierno, ha pasado un año y el proyecto de ley aún no ha sido asumido por el Parlamento. Es instructivo recordar que el Rajya Sabha (Cámara Alta del Parlamento Indio) aprobó un proyecto de ley similar en 1978, pero el proyecto de ley quedó sin efecto cuando la Lok Sabha (Cámara Baja) se disolvió en 1979. El actual proyecto de ley constituye el primer compromiso serio del gobierno con este problema después de unos 36 años. Por esta razón, los profesionales de la salud deben prestar especial atención a la ley y a su progreso actual.

Aparte de la sensibilización para garantizar que la resolución del gobierno de frutos en términos de la modificación necesaria de la ley a través del parlamento, la fraternidad de la salud de la India también debería aprovechar esta oportunidad para volver a evaluar su posición con respecto al suicidio, por ejemplo, en cuestiones relacionadas con la información, confidencialidad y atención a largo plazo. Adicionalmente, debemos abogar por un enfoque de salud pública de base amplia hacia la prevención y el manejo del suicidio. .